Palabrasbiblicas.net

¿Cómo puedo practicar una vida de agradecimiento?

Tu pregunta ¿Cómo puedo practicar una vida de agradecimiento?

La razón más importante para ser agradecido es porque tu eres un hijo de Dios (Juan 1:12). Dios extendió su mano a tí , lo viste y lo aceptaste. La culpa del pecado no te molesta más porque Jesús lo pagó por tí. No tienes miedo por la muerte porque tienes vida eterna (Juan 3:16). Nunca estás solo porque Jesús, tu Salvador es tu amigo y el Espíritu Santo vive en ti para guiarte (Juan 14: 16-18). Esta actitud de agradecimiento te llevará a través de todas las pruebas y tribulaciones de la vida.

Sin embargo al igual que Israel “se olvidó de sus obras y de sus maravillas que les había mostrado “(Salmo 78:11) somos propensos a olvidar a Dios y su bondad hacia nosotros. Es por esto que hay que seguir leyendo la Biblia (donde vemos la abundante bondad de Dios para con nosotros, en que nos da la vida y la salvación en Cristo). También es importante reunirnos con otros cristianos para el estímulo mutuo (Hebreos 10: 24-25).
Aquí hay algunos pasos más prácticos para ayudar a cultivar una actitud de agradecimiento por lo largo de nuestras vidas:

• Mantén un diario de agradecimiento
Recuérdate las bediciones por las que tienes que ser agradecido. Graba en tu mente cada día las cosas que Dios te da. Escríbelas para consolidar tu agradecimiento. No importa cuán difícil es tu vida en este momento, siempre hay algo que agradecer. Apunta 3-5 cosas por las que estás agradecido al final de cada día. Cuando tienes un momento particularmente difícil, puedes ser beneficioso para volver a lo que has escrito anteriormente.

• Transforma tu mente
El apóstol Pablo encontró el secreto de ser capaz de superar todas las circunstancias. Jesús le dio la fuerza para hacerlo (Filipenses 4: 12-13). Cuando nosotros tenemos la mente de Cristo vamos a entender que no es la situación que es el problema. El mero problema es la forma en que pensamos acerca de la situación. Nuestros pensamientos lo hacen más fácil o más difícil. Si estamos dispuestos a entregar la situación a los manos de Dios, podemos descansar en la certidumbre que se hará cargo de ella. La ansiedad y los pensamientos negativos no ayudarán a invertir el problema.

• Medita la Biblia
Cada día, a medida que lees la Biblia, pregúntate ¿por qué bendiciones puedo dar gracias a Dios? Habrán muchas cosas: por quién es Dios, por lo que es la vida, por lo que Dios ha hecho por nosotros en Cristo, por bendiciones de amigos, familia, iglesia. Sigue meditando en estas bendicones durante todo el día, disfrutando y dando gracias a Dios por ellas.

Suscríbete a nuestro boletín
Sé el primero en recibir los últimos artículos en tu bandeja de entrada de correo electrónico.

SUSCRIBIR
Pruébalo, puedes darte de baja en cualquier momento.
close-link