Palabrasbiblicas.net
Hijo de Dios

¿Qué significa que Jesús es el Hijo de Dios?

Los cristianos tienen un solo Dios, pero Él se revela a sí mismo en tres personas distintas: como Dios Padre, Dios Hijo y Dios Espíritu Santo; a los tres juntos los llamamos la Trinidad. Pero, ¿qué significa la expresión “Hijo de Dios”?

 

Diferentes significados del concepto “hijo de Dios”

En la Biblia, el concepto “hijo de Dios” se usa de varias maneras:

  • Todas las criaturas pueden ser llamadas hijos de Dios, porque deben su existencia a su actividad creadora. De esta manera, a Adán se le llama “el hijo de Dios” (Lucas 3:38). La misma idea se expresa en Malaquías 2:10 y Hechos 17:28. La verdad universal de que todos los humanos son intrínsecamente hijos de Dios, debería determinar su actitud hacia él.
  • En segundo lugar, la expresión “hijo de Dios” puede expresar una relación especial de amor. En el Antiguo Testamento, a menudo se menciona a Israel como el primogénito de Dios (por ejemplo, en Éxodo 4:22). Era el pueblo elegido por Dios. En el Nuevo Testamento, a los cristianos se les llama hijos de Dios (ver Juan 1:12, Romanos 8:14, 19, Gálatas 3:26, 4: 5-6).
  • En varios lugares, los ángeles son llamados “hijos de Dios” (Job 1: 6, 38: 7). Son seres espirituales creados que se supone que reflejan a Dios en algún sentido.
  • En 2 Samuel 7:14, el rey David es llamado “hijo de Dios”. Esto se refiere a su posición mesiánica. Como rey, este hijo de David debe reinar como Dios, con justicia, integridad y rectitud.
  • En el Nuevo Testamento también encontramos un significado teológico de la frase “hijo de Dios”, con un significado más elevado. Este significado solo se aplica a Jesucristo (Mateo 16:16, Marcos 1: 1, Hebreos 4:14). Es el Hijo de Dios porque es Dios y participa de la naturaleza divina. Él existió desde la eternidad como el Hijo de Dios y se encarnó con el propósito de revelar a Dios a los seres humanos y traer la salvación. Ver, por ejemplo, Juan 1: 1, 14, 18. Es por eso por lo que Jesús es adorado como Dios (Juan 20:28, Romanos 9: 5, Tito 2:13, 2 Pedro 1: 1).

Jesucristo es reconocido como el último Hijo de Dios

Jesús no usa la designación “hijo de Dios” para describirse a sí mismo (solo “Hijo” o “Hijo del hombre”). Pero es reconocido como el Hijo de Dios en varias ocasiones:

  • Una voz celestial llama a Jesús “Hijo de Dios” en su bautismo (Marcos 1:11) y en la transfiguración (Marcos 9: 7). Su filiación es la base de que él sea el Mesías y Salvador.
  • Las tentaciones asaltan a Jesús sobre la suposición de que es el Hijo de Dios (Mateo 3:11, Lucas 4:41). Satanás sabe que Jesús podría pedir ayuda angelical.
  • Los demonios reconocen a Jesús como el Hijo de Dios, que tiene poder sobre los espíritus malignos (Marcos 5: 7).
  • Las personas que ven los milagros de Jesús y escuchan sus sermones, lo reconocen como el Hijo de Dios (Mateo 14:33, 16:16).
  • Jesús es finalmente sentenciado a muerte porque confirma la pregunta del sumo sacerdote de si Él es “el Hijo del Bendito” o “el Hijo de Dios” (Mateo 26:63, Marcos 14:61, Lucas 22:70). Reclamar este título para sí mismo se consideraba una blasfemia, ya que Jesús se hace igual a Dios.

Jesús es así reconocido como el último Hijo de Dios por los seres humanos, los demonios y Dios mismo. Esto tiene un significado mucho más profundo que el significado general de “alguien creado por Dios” o “alguien amado por Dios”.

 

El Hijo de Dios es de la misma naturaleza que Dios el Padre

El Hijo de Dios ha existido desde la eternidad. Dios creó el mundo, y cuando lo hizo, los tres miembros de la Trinidad estaban presentes. En Génesis 1:26, Dios usa el pronombre “nosotros”, mostrándonos que los tres miembros de la trinidad estaban presentes antes de la creación. “En el principio era el Verbo, y el Verbo estaba con Dios, y el Verbo era Dios” (Juan 1: 1 – más adelante en este capítulo queda claro que este Verbo es Jesús). El Credo de Atanasio expresa esto de la siguiente manera: “la Deidad del Padre, del Hijo y del Espíritu Santo, es una; la Gloria igual, la Majestad coeterna. Como es el Padre; tal es el Hijo; y tal es el Espíritu Santo. El Padre increado; el Hijo increado; y el Espíritu Santo increado. El Padre ilimitado; el Hijo ilimitado; y el Espíritu Santo ilimitado. El Padre eterno; el Hijo eterno; y el Espíritu Santo eterno. Y, sin embargo, no son tres eternos; sino uno eterno “.

 

El Hijo de Dios actúa como Dios

Ser llamado hijo de alguien, a menudo tiene que ver con “actuar como alguien”. En Mateo 5: 9, Jesús dice: “Bienaventurados los pacificadores, porque ellos serán llamados hijos de Dios”. Esto significa: si haces las paces, estás actuando como Dios, que es el pacificador supremo. Entonces, al menos en ese eje, perteneces a la familia de Dios. Tu eres su hijo. La misma línea de razonamiento se encuentra en Juan 8, donde Jesús discute con los fariseos. Afirman ser hijos de Abraham, pero Jesús dice: “Si fueran hijos de Abraham, estarían haciendo las obras que hizo Abraham … Ustedes son de su padre el diablo, y su voluntad es hacer los deseos de su padre. Él fue homicida desde el principio, y no está en la verdad, porque no hay verdad en él” (Juan 8:39, 44). Este es un significado más de que Jesús es el Hijo supremo de Dios: en todo actúa como Dios el Padre, está cumpliendo completamente Su voluntad (ver, por ejemplo, Juan 5:19, 26, 30, 20:21).

 

El Hijo de Dios es el Salvador de la humanidad

A Dios el Hijo se le dio la tarea especial de redimir al mundo del pecado. Entró al mundo como un bebé, pero no en condiciones normales: María, su madre, era virgen, y el bebé concebido dentro de ella fue por el poder de Dios, el Espíritu Santo (Mateo 1: 18-21, Lucas 1: 26- 38). Él tomó sobre sí mismo el castigo por los pecados del mundo entero. El castigo de muerte que nos correspondía fue puesto sobre él, pero como nunca pecó, la muerte no lo detuvo. Resucitó de entre los muertos y después de cuarenta días regresó al cielo. Esto se resume maravillosamente en Juan 3:16, Pues Dios amó tanto al mundo que dio a su único Hijo, para que todo el que crea en él no se pierda, sino que tenga vida eterna”.

Lea también “¿Jesús era completamente humano?

 

Biblword

Biblword is a ministry of GlobalRize. Marten Visser is the founding director of GlobalRize. Marten is a pastor from The Netherlands with long years of experience as a missionary in Thailand. We now have around 550 people from all over the world involved in GlobalRize’s ministry. Besides the English page, Biblword also exists in 25 other languages on Facebook.

Curso Bíblico Gratis

Ahora ofrecemos un curso bíblico 100% gratuito basado en Internet. En 15 lecciones cortas aprenderás más sobre Jesús.

Regístrate gratis